“Sevilla
 es nuestra casa,
el lugar
donde siempre deeamos
volver”.- Daniel Barenboim


Ingredientes para 50 rosquitos (aproximadamente):

  • Aceite de girasol, el suficiente para cubrir la mitad de una sartén honda y grande
  • Aceite de oliva, 10 cucharadas
  • Anís en grano, 1 cucharadita
  • Anís dulce (licor), 50 ml [el mío “La flor de Utrera”]
  • Azúcar blanquilla, 300 gr más la que se necesite para el rebozado
  • Harina de trigo, 1Kg
  • Huevos tamaño grande (73gr), 3
  • La piel rallada de un limón
  • Leche entera, 250 ml
  • Levadura química (polvos de hornear), un sobre de 16 gr

Utensilios:

  • Colador
  • Bol grande, 2
  • Paño de cocina
  • Papel de cocina
  • Pinzas de cocina
  • Plato llano grande
  • Plato hondo
  • Sartén grande y honda
  • Tamizador o colador grande
  • Varillas, a poder ser eléctricas

Elaboración:

Empieza cascando los huevos y echándolos en el bol.




Seguidamente bate los huevos hasta dejarlos bien espumosos.




A continuación echa los 300 gr de azúcar y continúa batiendo hasta que blanquee.




Tras esto añade el anís dulce (licor), el aceite de oliva, la leche y la ralladura de limón; continúa batiendo un minuto más.

Después de esto mezcla la harina con la levadura química en otro bol y tamízala usando un tamiz un colador grande.

Una vez hecho esto, ve echando a la mezcla la harina tamizada con la levadura química de poco a poco y batiendo al mismo tiempo. Al principio podrás seguir batiendo con las varillas eléctricas pero al finas deberás hacerlo con las manos.




Una vez tengas la masa lista tápala con un paño limpio de cocina y déjala reposar a temperatura ambiente durante 30 minutos.

Mientras tanto llena la sartén hasta la mitad de su capacidad con aceite de girasol y caliéntalo a temperatura máxima.

Cuando el aceite esté caliente añade la cucharadita de anís en grano y fríelos durante un par de minutos.


Transcurrido el tiempo aparta la sartén del fuego y déjalo enfriar.

Cuando el aceite esté frío cuélalo para eliminar las semillas de anís y vuelve a verter el aceite en la sartén.

Transcurrido el tiempo de reposo de la masa, vuelve a calentar el aceite de girasol, pero esta vez a temperatura media-alta, nº 8 de la placa vitrocerámica.

Cuando el aceite esté caliente coge porciones de la masa, haz una bolita con un agujero en el centro y fríe las rosquitos durante 2 minutos por cada lado aproximadamente. Para que la masa no se te pegue a las manos mójatelas con agua para formar los rosquitos.

Una vez los rosquitos estén fritos, sácalos del aceite y déjalos reposar un momento sobre un plato llano cubierto de papel de cocina para eliminar la grasa sobrante.

Termina rebozando los rosquitos en azúcar blanquilla.

Espero que os guste.


” A veces hay que tomar decisiones que duelen al corazón pero tranquilizan el alma”.- Pedro Bergman.

Sandra Barrera FernándezSandra Barrera Fernández
eldelantalrojo

Sandra Barrera FernandezRecetas caseras
'Sevilla es nuestra casa,el lugardonde siempre deeamosvolver'.- Daniel BarenboimIngredientes para 50 rosquitos (aproximadamente):Aceite de girasol, el suficiente para cubrir la mitad de una sartén honda y grandeAceite de oliva, 10 cucharadasAnís en grano, 1 cucharaditaAnís dulce (licor), 50 ml Azúcar blanquilla, 300 gr más la que se necesite para el...